Saltar al contenido
Ropa Cristiana

¿Qué dice la Biblia acerca de los tatuajes?

Si tienes curiosidad de saber que dice la Biblia en cuanto a los tatuajes, en esta oportunidad queremos explicar el contexto cultural y bíblico acerca de esto.

Realmente son muchas las opiniones que existen sobre este tema ya que algunos lo condenan y alegan que es pecado, mientras otros explican que la Biblia no lo condena y lo promueven, ahora bien, estudiemos uno de los versículos que nos hablan de este tema.

No se hagan heridas en el cuerpo por causa de un muerto. No se hagan ninguna clase de tatuaje. Yo soy el Señor.  Levítico 19:28 DHH

Hay varias cosas que podemos estudiar de este versículo, antes que nada fue una de las leyes de santidad que Dios le dio a Israel, Dios quería que Israel se diferenciase de las demás naciones que eran paganas y politeístas; por ejemplo, los fenicios y asirios utilizaban el tatuaje en la frente en honor a sus dioses para supuestamente obtener protección divina, los egipcios también practicaban este hábito y sabemos que Israel fue influenciada por este pueblo. Hay que entender que el tatuaje para esa época, miles de años antes de Cristo, solía realizarse cortando la piel e introduciendo la tinta. Así que Dios quería que valoráramos el cuerpo ya que a través de este respetábamos la creación hecha por  Él.

Ahora bien, hay que considerar el aspecto cultural porque hay muchas cosas que no cumplimos como iglesia y que se encuentran plasmadas en el capítulo 19 de Levítico, por ejemplo el comer sangre ( comer vísceras), cortar la barba o las patillas del cabello, también no consideramos los estatutos de la siembra, entonces es un error defender a capa y espada este pasaje (Levítico 19:28) y pasar un por alto los demás.

¿Pero, por qué solían tatuarse en la antigüedad?

Esta práctica ha existido por miles de años, desde personas de linaje especial o del ejército hasta criminales, idolatras y sacerdotes de muchas religiones. El tatuaje se enfocaba en representar a las personas lo que ellas eran o hacían. En la actualidad muchas personas lo utilizan por adornar su piel y expresar algún sentimiento o emoción.

origen de tatuajes

¿Entonces es pecado tatuarnos?

La respuesta es un si rotundo y la razón principal se debe a que siendo hijos de Dios, nuestros cuerpos ya no nos pertenecen, sino que son propiedad de Cristo.

Con Cristo estoy juntamente crucificado, y ya no vivo yo, mas vive Cristo en mí; y lo que ahora vivo en la carne, lo vivo en la fe del Hijo de Dios, el cual me amó y se entregó a sí mismo por mí. Gálatas 2:20

¿Algunas vez te ha dicho Dios en oración que te tatúes? No verdad, y es que sin importar el contexto cultural nuestra apariencia como hijos de Dios debe representar el reino al que pertenecemos, como criaturas nuevas y yo no me imagino a los santos tatuados caminando por las calles de la Jerusalén Celestial.

Lo que convierte en pecado una acción suele ser más la intención que la acción en si misma. La razón por las que muchas personas se tatúan es para intentar representar conceptos o modas que forman parte de la cultura de este mundo, pero que no representan una identidad en Cristo ni glorifican a Dios en ninguna forma, ese es el gran problema.

Que dice la biblia sobre los tatuajes

Y si tengo un tatuaje, ¿Estoy en pecado?

No, porque existen muchos hijos de Dios que han llegado a sus pies con marcas en su piel o diferentes cosas. Pero una vez en Dios, nuestra vida pasa a ser de Él, espiritualmente somos incluidos en el cuerpo espiritual que representa su iglesia, por ende, cada acción que realizamos afecta a los demás, y en cierta manera también, afecta a la persona de Jesús.

¿Te consideras un cristiano espiritual? Si es así, debes entender que espiritualmente estas conectado a Cristo y por lo tanto, el Espíritu Santo también habita en ti.

¿No sabéis que sois templo de Dios, y que el Espíritu de Dios mora en vosotros? Si alguno destruyere el templo de Dios, Dios le destruirá a él; porque el templo de Dios, el cual sois vosotros, santo es. 1ª Corintios 3:16-17 RV1960

Quiero decirte que Dios te ama como eres, es decir, si conociste a Dios con tatuajes o con cualquier tipo de vestimenta o conducta Él te ama, pero también desea que cambies, principalmente de adentro hacia afuera, porque por nuestro cambio es que podrán saber que somos diferentes, no por lo que decimos sino por lo que hacemos, cómo nos diferenciaran si vestimos o andamos igual, debe existir una diferencia en nuestras vidas.

Se que es un tema controversial y a muchos no les agradará esta respuesta, pero desde nuestra posición intentamos darte un consejo sincero y sabio. Si ya posees un tatuaje, no pasa nada, sigue adelante en tu camino de fe, pero si estas pensando en hacerte uno, tomate tu tiempo y medita si realmente es Dios quien te esta impulsando a ello o no serán mas bien tus propios deseos. Aunque no le hagas daño a nadie los tatuajes si pueden hacerte un daño a ti, no solo en términos físicos como ha sido probado muchas veces, sino también emocional cuando en el futuro te arrepientas de esa decisión y sea demasiado tarde.

La Biblia nos manda a comportarnos con prudencia y decoro, a honrar a nuestros padres ¿Están tus padres de acuerdos con ello? ¿Es mayor el beneficio de realizártelo que el de abstenerte?

Debemos cuidar nuestro cuerpo y darle el valor que se merece, preservar nuestra salud, imagen y tratar de agradar a Dios en todo siempre que podamos. Muchas iglesias no promueven la práctica del tatuaje y nosotros tampoco, te aconsejamos que te tomes un tiempo en conocer su palabra y disfrutar en su presencia porque Dios seguramente tratará con tu vida. No necesariamente debes perder tu personalidad o todo por completo pero si esperamos que Cristo pueda sacar la mejor versión de ti sin necesidad de alterar nada de tu cuerpo.

Dios te bendiga!